OBJETIVO GENERAL Y DESTINATARIOS
DE LA INICIACIÓN CRISTIANA DE ADULTOS
"EL SEÑOR NOS LLAMA A VIVIR CON ÉL"1


Los Obispos reunidos en Aparecida constatan que son muchos los creyentes que no participan en la Eucaristía dominical, ni reciben con regularidad los Sacramentos, ni se insertan activamente en la comunidad eclesial, debido a que no han recibido los Sacramentos de Iniciación o no están suficientemente evangelizados 2. Ante esta realidad nos invitan “a imaginar y organizar nuevas formas de acercamiento a ellos para ayudarles a valorar el sentido de la vida sacramental, de la participación comunitaria y del compromiso ciudadano”. 3

Así uno de los desafíos centrales que nos presentan nuestros Pastores en Aparecida consiste en:

“Promover y formar discípulos y misioneros que respondan a la vocación recibida
y comuniquen por doquier, por desborde de gratitud y alegría, el don del encuentro con Jesucristo” (DA, 14).

En este horizonte evangelizador el Catecumenado busca favorecer:

  1. Una catequesis donde el adulto encuentre respuestas a sus interrogantes más profundas
  2. El encuentro personal y comunitario con Jesucristo
  3. La inserción en la Iglesia a partir de la celebración de los Sacramentos de Iniciación
  4. La prolongación de la experiencia de fe en comunidades cristianas estables
  5. El discipulado misionero al servicio del Reino de Dios

Objetivo general

Acogiendo las intuiciones de Aparecida y con el deseo de favorecer en los adultos el encuentro con Jesucristo, su inserción en la Iglesia y la prolongación de su experiencia de fe en comunidades cristianas estables, este programa catequístico se propone el siguiente objetivo general:

“Desarrollar un proceso de iniciación cristiana para adultos que favorezca un encuentro personal y comunitario con Jesucristo, la adhesión personal de fe, su celebración en los sacramentos de iniciación y la inserción en la Iglesia como discípulos misioneros del Señor al servicio del Reinado de Dios en el mundo”.


Destinatarios

Considerando la preocupación de la Iglesia por aquellas personas que no han celebrado los Sacramentos de Iniciación o que, habiendo celebrado alguno o todos ellos, no están suficientemente evangelizados, los destinatarios de este programa catequístico son:

  • Adultos que no se han incorporado plenamente en la vida sacramental de la Iglesia.
  • Adultos bautizados que han sido evangelizados, pero que no han recibido los sacramentos de la Confirmación y/o la Eucaristía.
  • Adultos que, habiendo recibido los Sacramentos de Iniciación, no están suficientemente evangelizados.

 

1 Material elaborado por el Instituto Pastoral Apóstol Santiago para la difusión del Programa de Iniciación Cristiana de Adultos “El Señor nos llama a vivir con Él”. Disponible en www.inpas.cl/catecumenado.

2 Cfr. DA, 286.

3 Ibíd., 286.